Chat with us, powered by LiveChat

Un colaborador feliz y motivado en el trabajo es más creativo, innovador, trabaja mejor en equipo, es más comprometido y, en definitiva, es más productivo.

Bajo esta premisa, muchos emprendedores y líderes reconocen que la felicidad es un factor muy importante e influyente en los colaboradores.

Pero, ¿cómo crear un ambiente de trabajo que haga sentir a los colaboradores más felices que conformes?

Te presentamos cuatro pasos para trabajar en la gestión de la felicidad:

  1. Conocer a los colaboradores

Realizar una entrevista o elaborar un cuestionario son algunas herramientas que te permitirán conocer los gustos de tu personal, cómo interactúan con sus familias, intereses profesionales o hobbies. Ello permitirá al ejecutivo entablar una relación más cercana con sus colaboradores y los hará sentir más cómodos y apreciados.

  1. Dar motivación

Con información sobre los intereses de tus colaboradores, será más fácil identificar qué recompensas o incentivos aplicar para mantenerlos motivados. En este punto, es importante definir una estrategia para fidelizar a los empleados con su líder y con la empresa.

  1. Desarrollo de empatía

Conocer al equipo de trabajo, permitirá al líder entablar lazos de empatía y afecto, lo cual contribuirá a tener una relación más cálida y cercana que matizará las responsabilidades y tareas compartidas en el día a día.

  1. Esperar resultados

Con colaboradores motivados y en un entorno de confianza y transparencia, es más sencillo establecer límites dentro del equipo de trabajo y comunicar qué se espera en el desempeño de sus responsabilidades.

En Passat, te ofrecemos una gran variedad de productos para que cuides e incentives a tus colaboradores de la mejor forma posible.